Hacer la Maleta, una odisea para prevenir otra.

Mujer previsora vale por cinco.

Hola.
En estos días una selecta minoría , entre los cuales me encuentro, estamos preparando la maleta para irnos de viaje a algún lado.
Yo soy muy desordenada y anárquica y por eso este año me he propuesto hacer una lista con las cosas que necesito , y con las que por experiencias ajenas sé que se puede llegar a necesitar.
Ah, y también hago una lista con las que quiero pero no necesito, por si me queda sitio en la maleta, para no desperdiciar el esfuerzo, claro.

Bueno, lo de hacer una lista alguien tan anárquica como yo es por algo que les pasó a mis amigas ( ya os he hablado de ellas).
Seguro que al que más o al que menos, alguna vez le ha ocurrido y se ha cagado en todo lo que se mueve, y , bueno es que lo haga así ya que no lo consigue como una necesidad fisiológica ineludible.

Y, de ésto se trata, de una necesidad fisiológica no ejecutada y que casi les amarga la vida y el viaje, esta necesidad no sabía con quién se enfrentaba, no conocía a mis amigas: menudas son ellas!.

Así que nos topamos con un par de guapas españolas por los Londres a delante, visitando lus lugares más emblemáticos del país de la Reina por excelencia cuando una de ellas ( no diré cuál ) se encuentra con unos grandes y dolorosos retortijones de barriga.
La moza que parva non é, se dio cuenta de que llevaba 3 días en el país de los Beatles y no había ido a visitar al Roca inglés.
Pues nada, que no podía ejecutar una necesidad fisiológica y se estaba partiendo de dolor.
Esto la obligó a quedarse en el hotel mientras la otra amiga salía a buscarse la vida ( en este caso a buscar un remedio para nuestra amiga).
Primer paso de esta españolita con un inglés de un curso por correspondencia: Pillar un taxi y explicarle lo que quiere.
El taxista en silencio ( Seguro que era de no muy lejos de la Torre de Hércules,) la pasea Támesis arriba, Támesis abajo y acaba por dejarla al lado del hotel delante de la puerta de una farmacia. Ya no vamos a hablar del precio en oro del paseíto; no importa si se consigue el fín.
Ahora ésta, mi pobriña amiga, se las ve y se las desea para explicarle a la encantadora y sonriente dependienta de la susodicha farmacia lo que quiere.
Dios, es más difícil que conseguir una sonrisa natural de Rajoy.
Cómo le explicas sin saber el idioma a una persona que te mira con cara de alucine que quieres " algo" para ir al baño? y , no para peinarte precisamente?
! pobres amigas mias!, una enfermita por no evacuar y la otra casi evacuada del país de los flemáticos por istriónica! Os imagináis los esparavanes que tuvo que hacer para darse a entender? A veces lo de que por señas se entiende todo es un poco complicadillo, sabéis?
Por que es muy fácil pensar: con un enema todo arreglado.
Pero cómo conseguir el dichoso enema?
Cómo se " pide" una lavativa en un país extranjero que además son parvos y no saben hablar el idioma más hablado del mundo mundial?

Bueno, pues que sepáis que desde entonces yo siempre hago una lista de lo que necesito y de lo que puedo llegar a necesitar. Ya os digo; hago una lista y me llevo hasta de lo que sé que no necesitaré, pero lo hago por si suena la flauta, y no olvido mirar la fecha de caducidad.

Bueno, pues que sepáis que a mi amiga no la deportaron a pesar de todos los movimientos de brazos y muecas y otros gestos que hizo en la farmacia delante de la dependienta y de un cuarto de millón de ciudadanos del mundo.
Que sepáis que mi otra amiga al fín pudo ir a visitar a Mister Roca y salir al teatro.
Que sepáis que la que salió en busca del remedio no quería ir al nombrado teatro, pues pensaba que bastante teatro, comedia y actuación había hecho ella, pero fue.
Que sepáis que al final, todo salió bien, ( y nunca frase mejor dicha) y al día siguiente se volvieron felices para casiña, que es donde mejor se está.

Bueno amigos, no os olvidéis de hacer una efectiva lista y de comprobarla antes de cerrar la maleta.
Un beso y feliz viaje a quien viaje y feliz días a todos.
Diana.

10 comentarios:

Una española en Eslovenia dijo...

Holaa!! Me encanta como escribes, es una maravilla leer tu blog.
Espero que lo pases en grande y sin grandes inconvenientes durante el viaje, y a disfrutar que estás de vacaciones!!
Muchos besos.

Diana dijo...

Hola, niña.
Gracias , tu siempre tan amable!.
En este mismo instante voy a cerrar este invento pues ya las maletas están en el coche. ( lo de " las maletas" es mucho decir ya que llevo una pequeña bolsa de viaje.
Un besote y que tu también te lo pases bien.
Diana

Moreno71 dijo...

Hola, Diana!


Bueno, parece que leerás estas líneas hasta que hayas regresado de tus días de descanso, pero no importa; el deseo es el mismo. Espero que te hayas divertido y/o descansado. Y te soy franco, te lo digo con palabras llenas de envidia 8de la buena, si es que existe tal cosa), porque yo tengo que trabajar mientras veo a los miles de gringos que vienen en estas fechas a mi ciudad a hacer en playas y calles todo aquello que en su país no les permiten.

Un saludo... ¡y menos mal que vas bien prevenida para todo!

Vane dijo...

Um, bueno, a mi la que me corroe es la envidia de la mala de verdad... pero como soy tu hija y te quiero mucho, también deseo que te lo pases muy bien y que nunca te falte el evacuol... ¡Besotes!

Gata Negra dijo...

Ayy pobres amigas tuyas, la verdad es que se tiene que pasar mal. Pero se me ocurre decirte, que tal vez en el hotel hubiese alguien que hable o chapurreara el español y podían haber consultado allí.

Que lo pases muy bien estos días Diana. Descansa todo lo que puedas, o no!! Segun se presente. Pero disfruta, eso sí!!!

:)

Bandolero El Tempranillo dijo...

Feliz estancia y feliz descanso.

Atentamente
Bandolero El Tempranillo

Shakadal dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
La terapia de Rafaela dijo...

Hola Diana soy Rafaela, me he reido ratito con el tema de la farmacia, a mi me pasó en Sicilia algo parecido, y recurrimos a un dibujo de una taza de water y gestos, porque estas cosas no las enseñan en ningún curso de idiomas... lo que se reía la farmacéutica con el dibujito.... jejejje

Diana dijo...

Hola Rafaela.
Gracias por visitar este blog. Yo visitaré esta tarde el tuyo.
La verdad es que este tema de la no posible visita al Sr. Roca cuando andas por otros lares, es más frecuente de lo que parece.
Es como si en cuerpo protestara por romperle la rutina. Es un pendón a veces nuestro cuerpo, pero qué le vamos a hacer!
É o que hai!
Un besiño Rafaela y aquí estamos.
Diana

Pablo dijo...

Yo también tengo que hacerme una lista con todas las cosas que necesito porque siempre se me olvida algo. Y como dices, y como se ve en la historia de tu amiga, a veces hace falta llevar cosas no muy... habituales para salir del paso y de situaciones poco agradables.
Si lo sabremos los compañeros de facultad que fuimos de viaje de fin de carrera a Egipto...

Más Entradas con estas Etiquetas



 
Un diseño de: La Blogueria